2.1.10

Neruda a Rapa Nui

Uns mesos abans de rebre el Premi Nobel, Pablo Neruda va estar deu dies a Rapa Nui. D'aquesta visita en va sortir un poemari: La rosa separada. (Vint anys abans ja havia dedicat tres poemes a l'illa en el seu “Canto General”). El poeta constata el seu enlluernament alhora que reconeix la necessitat d'abandonar-la:
Y se acabó el silencio solemne, es necesario
dejar atrás aquella soledad transparente
de aire lúcido, de agua, de pasto duro y puro,
huir, huir, huir de la sal, del peligro,
del solitario círculo en el agua
desde donde los ojos huecos del mar,
las vértebras, los párpados de las estatuas negras
mordieron al espantado burgués de las ciudades:
Oh Isla de Pascua, no me atrapes,
hay demasiada luz, estás muy lejos,
y cuánta piedra y agua:
too much for me! Nos vamos!
Neruda fuig de l'illa perquè té por de ser atrapat per ella. Cal oblidar el paradís per a tornar a l'infern de la civilització i poder sobreviure-hi. Cal deixar l'illa per a reviure-la des de la llunyania, recreant l'impuls, recomençant de nou:
Allí, en el minúsculo ombligo de los mares,
dejamos olvidada la última pureza,

el espacio, el asombro de aquellas compañías
que levantan su piedra desnuda, su verdad,

sin que nadie se atreva a amarlas, a convivir con ellas,

y ésa es mi cobardía, aquí doy testimonio:

no me sentí capaz sino de transitorios

edificios, y en esta capital sin paredes

hecha de luz, de sal, de piedra y pensamiento,

como todos miré y abandoné asustado

la limpia claridad de la mitología,
las estatuas rodeadas por el silencio azul.
Neruda no és Gauguin. Per a ser Gauguin cal molta valentia.

FREEDOM FOR RAPA NUI

NB: Avui fa 6 anys i un dia que bloguejo.

1 comentari:

Marta M.Q. ha dit...

M'encanta Neruda.